Deberes.

deberes

Si los verbos son regulares o irregulares, por aquello de su raíz. Si la era contemporánea es la que empezó con las revoluciones, entre ellas la industrial.

Si los montes Urales son una frontera natural de Europa por el Este. Si el mar muerto también lo es. Si el resumen  de ese  libro quincenal tiene que estar para el jueves y la pagina diez se atasca.

Si las fracciones se han quedado a vivir en las antípodas de la memoria, tan a gusto ellas que se resisten a moverse de su hamaca.

Si la ortografía te genera tantas dudas que te empeñas en buscas sinónimos…

Si todo esto te suena, seguro que vives entre los deberes de tu hij@. Benditos deberes.

A la vez dichosos que rencorosos. Al mismo tiempo entretenidos que toca narices. Nostálgicos que envenenados…

No es que Mónica sea de las que ejecuta su labor con escaso entusiasmo, incluso cuando esa labor es casi titánica, lo cierto es que en ocasiones,  quedo sometido a esa mirada en la que se lee la desafiante frase de : “eso deberías saberlo tú”.  Es entonces cuando se me acelera el pulso y acudo al móvil para que Google me saque del atolladero.

Simplemente.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s